Nuestro Blog

Ver solo:

10 JUL 2014

Científicos en casa

A La Pandilla Pana de Maizoritos les gusta fabricar sus propios juguetes, les gusta reutilizar los materiales de desecho y por supuesto ¡les encanta la ciencia!

Si te pasa lo mismo que a ellos, acompáñanos en este increíble experimento donde probaremos la resistencia de los huevos. Si ya los has comido, sabrás que tienen una cáscara frágil y que con solo agarrarlos se pueden partir.

Antes comenzar pídele a cualquier adulto que te acompañe mientras lo realizas.

Materiales:

         – 3 huevos de gallina

         – 3 vasos pequeños

         – 1 plato o bandeja

         – Algunos objetos con diferentes pesos para poner sobre ellos (como por ejemplo libros o frutas diferentes tamaños).

Cómo hacerlo:

– Ubica todos los materiales sobre la superficie donde vayas a realizar el experimento. Te recomendamos que sea una mesa.

– Coloca 1 huevo dentro de cada vaso

– Con mucho cuidado, pon el plato o la bandeja  encima de los tres huevos

– Por último, prueba colocar los objetos con diferentes pesos o tamaños, uno a uno sobre los huevos.

Si terminaste el experimento y ningún huevo se rompió, quiere decir que lo lograste.

Qué sucedió:

Esta impensada resistencia se explica debido a que la forma de domo o cúpula de los huevos (similar a la de la estructura de muchas construcciones antiguas como la de iglesias y catedrales) hace que el peso se extienda a lo largo de las curvas de la base, obteniendo una mayor resistencia.

Te dejamos un video para que no tengas dudas al realizar tu experimento –> ¿Qué peso puede soportar un huevo sin romperse?

Sé el primero en comentar
12